ELEUTHERA (BAHAMAS) PE Y BARDEM

Bueno, actualizo el blog desde hace pero que la tira de tiempo, que ya iba siendo hora.  Sé que he estado desaparecida más de lo razonable, pero tengo excusa!

Como primer punto, mis deberes comentando una serie para una página web me han comido mucho más tiempo del que debieran, como segundo punto, tenía una mancha en la moqueta especialmente rebelde que me ha traído por la calle de la amargura.

Aclarado el por qué de mi desaparición blogueril, vuelvo a la carga de nuevo.

Otro pequeño detalle, el título de esta entrada es pelín engañoso. Si meto Pe y Bardem en el título ascienden mis posibilidades en la búsqueda de google de que algún pobre incauto entre aquí. Doy asco, lo se. Aunque, mirándolo fríamente, Pe y Bardem tienen algo que decir en esta historia.

En fín, me meto con el tema que me evado echando pipas. Como algunos ya sabeis, me piro de vacatas por fin, en pleno febrero, como mandan los cánones. Esta vez, cambiando radicalmente mis planes vacacionales de todos los años, me largo a las Bahamas.

¿Y por qué? La culpa de todo la tiene Marimar, para no perder la costumbre.

Marimar y yo no podemos ser más diferentes. Quiero decir, buscando a dedo entre dos personas en la tierra a dos humanos que tengan menos que ver que Marimar y yo, como mucho podríamos encontrarnos a Steven Seagal y Teresa de Calcuta, o algo por el estilo.

Mis vacaciones por regla general me suelen dejar más agotada que antes de ir. Mis vacaciones del año pasado fueron Las Vegas, Wacken y fiestas de Bilbao.

A mí me gusta irme por ahí a ver qué pasa. Suele resumirse en aterrizar en alguna esquina, agarrar un coche, aprenderme muy bien a que hora tengo que estar en el aeropuerto de vuelta, y que sea lo que Dios quiera. Me gustan los moteles sin exceso de cucarachas, me gusta pararme en un sitio, que me mole, y quedarme todo el tiempo que haga falta, tener apuntaos tres sitios e intentar verlos, y si no puedo, pues otra vez será. Y poco más. De hecho, me suelo dejar tantas cosas que me apetece ver, que tengo que volver una y otra vez.

Así que siempre acabo yendo a los mismos sitios, pero qué más da.

Cierto es que las ciudades excepcionalmente monstruosas en cuanto a tamaño no suelen hacerme un especial chiste.  Principalmente en Estados Unidos. Los Angeles tiene el dudoso honor de ser la ciudad más fea, más complicada para encontrar casi cualquier cosa, y menos interesante que conozco. Jamás estaría mas de un un par de días en un sitio así. De hecho, cuando voy para allá suelo evitarla cual plaga, y aún así he estado bastante más tiempo del estrictamente necesario.

En esto incluso puedo estar de acuerdo con Marimar, que las aborrece.

Pero hay un prudente término medio.

Los viajes que le gustan a Marimar son, básicamente, sitios en medio de la jungla en los que no hay absolutamente nada salvo matorrales y algún lago suelto por ahí. Si es una isla, mejor que mejor. Y cuanto más extraño más mola también. Entre los viajes de Marimar se encuentran la selva venezolana, con habitáculos compartidos con ranas de un kilo de peso y la isla más desconocida de todo cabo verde.

Aún así, siempre consigue, incluso en los confines del mundo conocido, encontrar miles de excursiones, chabolas inquietantes y lugareños más o menos amables. ¿Y por qué? Porque Marimar no pone un pie fuera de su casa sin tener todo absolutamente atado, mirado y revisado. Es ingente la cantidad de correos electrónicos en inglés de cuenca que puede llegar a marcarse con un bahameño con inglés de cuba, las páginas visitadas, las negociaciones por un coche también vía mail, y las preguntas que puede llegar a hacer a cualquier persona que ose contestarle. Reconozco que eso es admirable. Yo engancho, pillo un coche en alguna pagina que no tenga una pinta de estafa muy tremenda y cuando llegue allí, rezo porque me den algo mínimamente parecido.

Por supuesto este curro Marimareño  se traduce en unos planes capaces de dar vértigo a cualquiera, en los cuales tu estás mirando de reojo una plaza chula, o un bar con buena pinta en el cual podrías estar horas, y Marimar por el contrario va mirando sus hojas para llevarnos a un museo de Elvis, seguido de una fábrica de chocolate, para terminar en un jardín botánico. True history. (El museo de Elvis ya no existía, conste en acta).

Total que esta vez ha tocado Bahamas, la isla de Eleuthera. Idílico, paradisíaco y aparentemente sin mucho movimiento. Aquí se casaron Penélpe Cruz y Javier Bardem. (fin)

Marimar tuvo noticia de este islote entre el mar Caribe y el Atlántico a raíz de un reportaje en una revista que hablaba de Lenny Kravitz. Parece ser que vive allí.

Por supuesto, cumplía con todos los requisitos para ser un viaje la mar de apetecible para Marimar: Isla, en casa dios, sin muchos hoteles ni nada, y con unos agujeros por la isla que deben ser muy interesantes de ver, pero que todavía no tengo muy claro qué son exactamente.

Así que se puso manos a la obra, una vez decidido su objetivo. Y puso en marcha su motor de búsqueda, desempolvó su inglés y por motivos que no quiero saber, acabó contactando con Tom el Bahameño. Gran personaje, este Tom. Si no fuera porque he leído sus mails, creo que no me podría imaginar que existe gente así por el mundo. De hecho, lo primero que voy a hacer na más bajar del avión es sacarle unas fotos.

Tom es el orgulloso propietario de la chabola en que vamos a alojarnos, chabola por cierto en la cual después de hacer cálculos y más cálculos, no cabemos los cinco pero ni de lejos.

En un principio pensábamos que uno de nosotros podría dormir en el sofá. Madre mía como pecamos de ingenuos a veces. Imposible.

Decidimos llevar pues una colchoneta de camping, pero mucho nos tememos que eso tampoco va a caber en el salón ese, a no ser que pongamos un sofá encima de otro, o directamente los saquemos a la calle y les prendamos fuego. Bueno, pero no vamos a adelantar acontecimientos.

Por otro lado, además, nadie le ha comentado a Tom que vamos cinco. Sus noticias eran que iban sólo dos personas. Tendremos que contarle algún cuento chino. Y muy seguramente pedirle de rodillas que nos deje un hueco en su casa para dormir alguno de nosotros. (tengo entendido que alquila habitaciones a 25 dólares, pero de este tío me fío tirando entre poco y nada)

Tom, ese negociante fuera de serie, sabe vender su lugar de residencia de una manera ejemplar. Básicamente te comenta que si vas buscando diversión, ni te acerques por allí.

Todos sus correos, y las páginas donde ofrece sus servicios son contradictorias, con precios oscilantes y cada una ofreciendo una cosa, u otra, según por donde le de el aire.

Entre sus perlas más grandiosas se encuentran por ejemplo que en la chabola tenemos teléfono que podremos usar al gusto gratis. Inmediatamente despúes advierte que dadas las circunstancias de la isla, ese teléfono puede estar semanas sin funcionar.

También nos dice que hay algún libro en la casa, y un dvd, pero que quién va a Eleuthera a ver dvds. (Deduzco de sus palabras que el dvd o no existe, o no funciona).

Para tranquilizarnos, nos comenta con un grado de altruismo digno de admiración, que si tuviéramos la mala suerte de encontrarnos con un huracán o un ciclón o algo por el estilo, que podemos quedarnos en la casa, que no nos va a echar.

Si soy sincera yo ni me había planteado que alguien me echara a la calle en medio de un ciclón, pero es obvio que Tom si. Por fortuna su conciencia ha impedido mandarnos a tomar por saco en caso de que tal circunstancia ocurriera. Aunque si vuelvo a ser sincera, ese container con ventanas a lo que Tom llama casa, no tiene mucha pinta de sobrevivir a un ataque de la Naturaleza.

La casa está completamente equipada, pero se le ha olvidado un pequeño detalle. Parece ser que en el “todo lujo”, no parece muy necesario el agua. No hay, simple y llanamente.

Pero muy amablemente nos informa que a cinco minutos de la casa (por cierto, para este pollo absolutamente todo en esta tierra está a cinco minutos de la casa, parece ser el centro del Universo), tenemos un sitio donde podremos comprar agua potable a discreción.

El agua de la ducha es otro cantar. Va por tanque de lluvia. Y andan escasos. Pero no tenemos que preocuparnos, ya que Tom por un módico precio nos lo rellenará. Pero nos advierte que no nos pasemos con ella, que cinco minutos de ducha son suficientes, ya que si tiene que recargar aquello más de lo estrictamente necesario (para él son cada tres días), nos subirá el precio del asunto.

Si calcula que eso dura para 5 minutos de ducha por persona….y teniendo en cuenta que da por hecho que sólo van dos por personas….yendo cinco supongo que tendremos que ir cargados de toallitas y desodorantes varios.

Si nos pasa algo, tenemos su casa a 5 minutos, pero hay que llevar linternas porque evidentemente no se ve ni jota durante el trayecto en caso de que sea de noche. (Se hace de noche a las cinco de la tarde). Por supuesto, también tenemos la playa a cinco minutos, los restaurantes a cinco minutos y si me apuras, Miami a cinco minutos.

Aparte, este hombre hace excursiones isla arriba y abajo previo pago. Y me pareció entender a Marimar que también hay clases de yoga. Es un todo terreno, si señor. Por supuesto advierte que llevemos mucho efectivo, que en la isla eso de cajeros automáticos como que no. Aunque más bien creo que es él el que no tiene pa tarjetas de crédito, y dado que nos va a cobrar hasta por respirar el mismo oxígeno que él, quiere que vayamos con fondos. Qué figura.

Conste que prefiero esto mil veces antes que un resort de estos de todo incluído, así que espero estas vacatas ya con ganas, que ya iba siendo hora. Y Marimar, menos mal que al final la excursión esa por los pantanos no es la de nueve horas, porque te habría tirado a los cocodrilos que allí abundan, believe me.

Ea, un saludo a todos, y si quereis algo de eeuu, todavía estais a tiempo de pedirlo.  Sin pasarse, que nos conocemos!

 

 

 

Anuncios

5 comentarios to “ELEUTHERA (BAHAMAS) PE Y BARDEM”

  1. marimar Says:

    Con esta entrada nueva tuya tengo totalmente claro que eres una absoluta sufridora.Me explico.Sabiendo que las vacaciones las planeo en base a encontrar la mas absoluta carencia de lo que aqui en la ciudad disfrutamos (o no)y vas y te tiras al agua sin muchos miramientos.Ala que vamos todos contigo.Y me parece fabuloso que compartais las vacaciones con nosotros que eso quiere decir mucho, sobre todo cuando se repite.
    Para completar la serie de desdichas que te vas a encontrar en la isla tengo que añadir el tema de los insectos que al ser invierno estos se comportaran mas benevolentes que nunca.Es un punto a tu favor librarte de la mitad de las picaduras de rigor.(aun asi espero que te hayas acordado del repelente para mosquitos tropicales).Te recomiendo tambien una vez alli,chequees todos los dias la camita entre las sabanas y tu calzado antes de ponertelo.(tener la ropita cerrada en la maleta ayuda bastante)La suerte es que en bahamas los bichos no son venenosos asi que lo unico que vamos a tener es algun susto por coleopteros pero no mortal.
    Esta pagina es la mas apocaliptica que he encontrado para ti.Recomendaciones para ir “seguro” a bahamas.Y eso que bahamas se supone un lugar bastante civilizado.http://translate.google.es/translate?hl=es&langpair=en|es&u=http://wwwnc.cdc.gov/travel/destinations/the-bahamas.aspx
    Remember el antidiarreico.
    Y aqui te copio lo unico venenoso de la isla:
    “Animales y plantas peligrosas: entre las 10 especies de serpientes de la isla, incluidas la boa constrictor de las Bahamas y la serpiente pigmea, no hay ninguna venenosa. Sin embargo, la viuda negra una araña reconocible por su color negro, sobre el que destaca una mancha roja en forma de reloj de arena en la espalda, puede resultar mortal. Es mejor mantenerse lejos de los ciempiés, las ranas de árbol cubanas, algunos peces raya y las medusas. Al igual que el árbol de la muerte, algunos tipos de árboles y yedras son venenosos (evitar el contacto con la piel).
    Agresiones y criminalidad: aunque la totalidad de las islas del archipiélago sean seguras, Nassau está registrando un aumento de la criminalidad, por lo que se desaconseja pasear solo por la noche.”
    Y que te I love you mucho!

  2. Dani Says:

    Como ser urbano que soy a saco, las recomendaciones que te da Marimar me han acojonado. Insectos, viudas negras, árboles de la muerte. Me reafirmo en eso de no ir mas lejos de Donosti a la hora de buscar playa. Allí también hay Toms, solo que a la española. La esencia del sacacuartismo se haya extendida por todos los continentes, para desgracia y a la vez divertimento del turista. Si alguien se encuentra con Lenny Kravitz dígale porfa que a partir de Mama Said sus discos son mariconería y cagancia. Respecto a Los Angeles, nunca he estado; pero desde google earth se ve una ciudad inmensa, parece que no acaba nunca. Jodíos gringos.

  3. marimar Says:

    Muy bien Dani.Recogemos tu mensaje para lenny y ademas tenemos que preguntarle donde esta el cuerpazo que tenia, que debio perderlo cuando dejo de hacer musica.
    De todas formas en cuanto vas mas alla de donostia y te das cuenta de que el agua del mar se templa y puedes bañarte sin que se te salten las lagrimas y sin sufrir colapsos venosos, todo merece la pena;Tom sacandote la guita,las viudas negras acechando en las ventanas,los transportes publicos llenos de lugareños sin duchar en meses,las colosales cucas capaces de recorrer las paredes de una habitacion en verticalidad absoluta,los sapos cuidando las puerta de los dormitorios,las diarreas en medio de la nada sin un medico a menos de 4 horas de la civilizacion,y hasta los caretos de Nerea cuando se de cuenta de que las maletas que llevamos y nosotros mismos no entramos ni en el jeep alquilado ni en la choza de Tom.
    Peeeero sarna con gusto no pica!
    Encantada Dani!

  4. Oli Says:

    buahhh, ya conocía todos los menesteres del viaje. ahora, por favor, contadme qué taaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaal!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!1

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: